Foot-ball: Cesc Gelabert fusiona el futbol del Barça i la dansa contemporània

Fotografia de www.lavanguardia.com

 

Tot i que el tema principal d’aquest Futbol Club de Lectura és parlar de futbol i literatura, també hem fet algunes incursions en el cinema. I, avui, també deixem parcialment de banda les lletres per tractar d’una altra manifestació cultural que ha fet servir el futbol com a tema principal. Avui parlem de “Foot-ball“, el nou espectacle de Cesc Gelabert., un dels grans referents de la dansa contemporània.

I és que, afortunadament, la relació del futbol amb altres territoris culturals es va consolidant cada vegada més. Amb tot, encara hi ha camí per recórrer, perquè sobreviuen els qui encara pensen que futbol equival a ignorància i el continuen desprestigiant amb les seves opinions. Aquests, però, no volen veure que la nòmina d’intel·lectuals que s’han fixat en el futbol per fer-lo servir com a matèria primera de les seves creacions culturals és molt àmplia. Una nòmina en la que trobem, per exemple, destacats escriptors i cineastes.

Ves per on, ara ens trobem amb un nou argument, de gran potència per cert, pels qui defensem que futbol i cultura no són incompatibles, sinó més bé tot el contrari. Es tracta de “Foot-ball”, el nou espectacle de Cesc Gelabert, apassionat del futbol i culer, soci del Barça des de fa molts anys, i un dels grans creadors i referents contemporanis en el camp de la dansa.


Foot-ball 2

En un clar homenatge al futbol i, especialment, al Barça de Guardiola, l’espectacle mostra sobre l’escenari la descodificació d’algunes de les millors jugades del Barça per part dels ballarins, unint d’aquesta manera els llenguatges corporals del futbol i de la dansa.

L’espectacle es basa en jugades de partits del Barça de Lliga i de Copa del Rei dels últims anys, amb les quals s’ha fet un audiovisual que uneix els moviments del ballarins i els futbolistes i es projecta a al sala mentre s’actua a l’escenari. Així, trobem referències a Messi, Iniesta, Xavi, Pujol i Valdés.

 Foot-ball 1

L’espectacle s’estrenarà el 22 de gener al Teatre Nacional de Catalunya, i a la web del TNC trobem la següent sinopsi:

Segons Pasolini, el futbol és un llenguatge en el qual els jugadors escriuen els signes amb el seu cos i els espectadors els desxifren. Així, des del moment en què els signes del futbol deixen de ser purament instrumentals per esdevenir expressius, es pot considerar que aquest llenguatge presenta diferents categories estètiques, igual que els conceptes de prosa o poesia permeten classificar la llengua verbal. I en aquest sistema de signes hi ha moments exclusivament poètics, com ara els gols o els driblatges, perquè són sempre pertorbacions del codi, igual que també ho és la paraula poètica.

La hibridació de llengües —anglès i català— que formen el títol d’aquest espectacle serveix al coreògraf Cesc Gelabert per presentar una hibridació de dos dels principals llenguatges no verbals de la nostra cultura —el futbol i la dansa— i així establir un diàleg entre la capacitat expressiva i la naturalesa poètica d’aquestes manifestacions escèniques. Foot-ball és l’ocasió de veure un equip de ballarins que juguen a descodificar coreogràficament algunes de les millors jugades del Futbol Club Barcelona.

I, com a complement, aquí teniu el magnífic i extens article que sota el títol “El dream team de Cesc Gelabert” va dedicar Emilio Pérez de Rozas en El Periódico de Catalunya a “Foot-ball“.

El ‘dream team’ de Gelabert

El prestigioso bailarín estrenará en el TNC, el próximo día 22, ‘Foot-ball’, una obra que convierte en danza el tiki-taka del Barça

 

EMILIO PÉREZ DE ROZAS

DOMINGO, 11 DE ENERO DEL 2015

 

Este es, en efecto, el ‘dream team’ de Cesc Gelabert. De pie, Anna Hierro, Luis Pedraza, Gelabert, Virginia Gimeno, Lluc Fruitós y Alberto Pineda. Sobre el escenario, Lorena Nogaly Daniel Corrales.

En el patio grande de los Sagrados Corazones de avenida de Vallvidrera, 10, era poco menos que invencible. Cuando éramos impares, el que sobraba siempre se lo daban al equipo rival de Cesc Gelabert, pues todos sabíamos que, incluso con uno menos, nos iba a apalizar. Era bueno, muy bueno, buenísimo, jugando a fútbol. Pero… pero cuando tuvo que decidirse entre el balompie y el baile, por más contemporáneo, moderno, extraño, original, único y poco comercial que fuese, eligió la danza, hasta convertirse en uno de los pocos bailarines y coreógrafos españoles que figuran en The Concise Oxford Dictionary of Dance.

Finalmente Gelabert, siempre en compañía de la encantadora Lydia Azzopardi, ha podido cumplir una ilusión, más que un sueño, y juntar, unir, mezclar, escenificar, combinar, aunar, bailar, fundir fútbol y danza. Hace muchos, demasiados, años que Gelabert (Barcelona, 1953), socio del Barça, casi, casi, desde que nació (tiene el número 6.242, increíblemente bajo, no si se conoce su pasión por el Barça y su tiki-taka) le daba vueltas a la posibilidad de reflejar sobre el escenario aquello que Ronaldinho, Messi, Xavi, Iniesta y compañía escenificaban en el césped.

Un proyecto muy culé

Y, al final, con la ayuda del propio Barça (mucho ha tenido que ver Carles Vilarrubí), de Mediapro (a Jaume Roures le encantó la idea desde el primer momento) y el Teatre Nacional de Catalunya (TNC), Gelabert ha seleccionado una serie de jugadas, gestos, mimos, pasajes, quiebros, cintas, driblings, goles y cánticos azulgranas para replicarlos, a su manera, sobre el escenario, mientras el espectador visiona, en grandes pantallas de video, no solo la jugada original, sino también imágenes, fragmentos, trozos, acciones, grabadas y tratadas en video por el director Jordi Morató, que ha contado con la colaboración de Isaki Lacuesta, otro genio del video.

Virginia Gimeno, que ejerce de Leo Messi en el gol al Getafe, sortea rivales.A la derecha, Anna Hierro y Lorena Nogal.

Fútbol y danza

 «Pier Paolo Pasolini decía que el fútbol es un lenguaje en el que los jugadores escriben los signos con su cuerpo y los espectadores los descifran», explica el propio Gelabert en un pequeño descanso de la grabación de distintos pasajes del espectáculo Foot-ball, que estrenará, el próximo 22 de enero (¡solo habrá nueve sesiones!) en elTNC. «Fútbol y danza son dos de los principales lenguajes no verbales de nuestra cultura y nosotros lo que hemos intentado es establecer un diálogo entre la capacidad expresiva y la naturaleza poética de estas dos manifestaciones escénicas. La coreografía es a la danza como la estrategia al fútbol».

Foot-ball, que encantará a los futboleros y asombrará a los amantes del baile, la danza y la improvisación, es la ocasión ideal para ver a un equipo de bailarines, original, desenfadada y divertidamente vestidos por Azzopardi, que juegan a descodificar, coreográficamente, algunas de las mejores jugadas del Barça, recreadas documentalmente por la mirada de Morató y Gelabert.

 Foot-ball 3

Defensas espectaculares

Está, como no, el fabuloso y mundialmente admirado gol de Messi al Getafe, aquel increíble y memorable eslalom maradoniano. Hay cabriolas, quiebros, silencios y regates de Iniesta. Pausas de Xavi. Saltos, despejes y remates desmelenados de Puyol. Electrizantes carreras de Pedro. En los ensayos, Gelabert pide, siempre con pausa, con exquisitez, con delicada educación, casi ruega, a sus bailarines que se metan en la piel de los futbolistas que representan e, incluso, a los defensas del Getafe les pide que actúen con disciplina y agresividad, que se lancen por el escenario-césped con intención de interrumpir la cabalgada de Messi.

Y, cuando la jugada lo requiere, cuando de lo que se trata es de bajar con el pie en alto, a lo Xavi, a lo Iniesta, a lo Ronnie, un balón que cae del cielo con nieve y se posa bellísima y pausadamente en el borceguí del bailarín, Gelabert exige la elegancia que se intuye en el danzarín vestido con corbata por Azzopardi, para dar idea de la plasticidad de la acción futbolística y aumentar su belleza.

 Claqueta de grabación de la obra Foot-ball

Adoración por Cruyff

Gelabert no lo cuenta, pero él adoraba la manera de jugar de Johan Cruyff, pero no hay demasiado material (bueno, excelente, de calidad) como para hacer el espectáculo con el fútbol, la elegancia, el ritmo, la fragilidad y belleza que ejecutaba el flaco, el profeta del gol, curiosamente gran amigo de Roures. Así que el artista se ha tenido que conformar con el fútbol diabólico del Barça de los últimos años. «Se diría que, desde que nací, tengo un pie en cada mundo, uno en la danza y otro en el fútbol», explica Gelabert, cuya carrera como bailarín se asemeja a la carrera futbolística de Guardiola. ¿Xavi?, «Xavi me parece el menos bailarín y más coreógrafo de todos. Siempre sabe dónde se encuentra y esa es la labor más complicada. La perspectiva coreográfica de Xavi hace que, en todo momento, sea capaz de saber qué está pasando alrededor suyo, de ahí que su prodigiosa colocación».

Admira, como no, a Iniesta. «Es el más bailarín de todos, por su forma de mantener la distancia y genial posicionamiento». Por supuesto, Gelabert, solo agresivo y espectacular cuando lo requiere la representación, siente debilidad plástica por el ímpetu que poseía Puyol y su leonina melena al viento. «Puyol era pura danza atlética y oficio de anticipación». Y Gelabert no se resiste a hablar de Messi. «Leo, que es bípedo, es tan prodigioso con el balón en los pies que es capaz de correr controlando la pelota, dándole pausados y orientados golpecitos y, a la vez, ¡piénselo bien!, a la vez, sortear, driblar a futbolistas que intentan arrebatarle, como sea, el cuero. Lo prodigioso de Messi es que es capaz de hacer todo eso con el balón en sus pies mucho más deprisa que unos tíos que van a su caza sin llevar entre sus pies el balón. Y, sin embargo, ni lo pillan, ni lo atrapan, ni le quitan el esférico, ni le hacen caer. Esa es una operación psicofísica idéntica a la que hace un bailarín para resolver combinaciones muy complejas».

 
Foot-ball 5

Maldita crisis

A Gelabert le duele que el mundo, la sociedad, los gobiernos, España, el país entero, haya dañado la posibilidad de hacer crecer la cultura. «La crisis nos ha dañado tanto, tanto, que me encantaría ser tan famoso como Messi para poder influir con las cosas que digo y hago para empujar esto hacia un gran cambio». Y vuelve a Leo, claro: «Una de las principales cosas en común entre fútbol y danza es el equilibrio supremo sobre una sola pierna, para lograr estética en el baile y, en el fútbol, el tiempo acertado para controlar el balón».

Mientras Azzopardi retoca los ropajes de los siete bailarines de Foot-ball, Morató negocia los planos con sus cámaras y la música, compuesta por Borja Ramos, resuena en el improvisado escenario, Gelabert reconoce que su deseo es «entrar en el movimiento del fútbol y convertir el juego en una lente de aumento para que el público se apasione por el ritmo, por la acción». Es evidente que Gelabert y su dream team no tienen intención alguna de reproducir sobre el escenario lo que hacen los futbolistas «pues es imposible hacerlo mejor que ellos». Lo que quieren, y logran de forma originalísima, es escenificar, a su manera, determinadas acciones. «Lo que hacen Messi, Iniesta, Xavi, Ronaldinho, Neymar es de una complejidad rítmica muy similar a cualquier baile nuestro».

El Barça actual

«El mejor Barça es una auténtica danza coreográfica única, magnífica, inimitable», señala Gelabert, mientras Azzopardi, discreta, atenta a todo y todos, añade en mitad del silencio: «Los movimientos y acciones que hacen los futbolistas son prodigiosos y de una psicomotricidad idéntica a la de los bailarines. Es impresionante, pese a que ellos, los futbolistas, no se dan cuenta de la dificultad de sus acciones, de sus gestos, de sus quiebros, porque lo hacen de forma intuitiva».

La grabación ha terminado. Mientras todos recogen todo (la crisis ha reducido hasta la mínima expresión los equipos), Gelabert, que ha dado un par de giros en el aire, no quiere despedirse sin lanzar su pronóstico sobre el actual Barça: «El Barça actual, y menos con Luis Enrique al frente, no tiene un problema físico, sino la dificultad de luchar contra una excelencia que no volverá. Es, pues, un problema psicológico, más de bailarín que de futbolista».

Foot-ball 4

Les noies són guerreres… i futboleres! 11 llibres sobre futbol escrits per dones

 

portadas futbol femenino - copia

 

Ahir es va celebrar a Zuric (Suïssa) la Gala en la qual s’atorgava la Pilota d’Or i els principals guardons de la FIFA. Poques sorpreses pel que feia als principals nominats, els habituals Cristiano Ronaldo i Messi, i potser una mica més en tant que era un porter, Neuer, el tercer en discòrdia.

La gala també servia per atorgar el premi Puskas 2014, que assenyala quin ha estat el millor gol de l’any, categoria en la que per primera vegada en la història competia un gol marcat per… una dona.

Es tracta de la irlandesa Stephanie Roche, jugadora del Peamount United, el gol de la qual ha competit amb el del colombià James Rodríguez (guanyador final) i de l’holandès Robie van Persie.

La candidatura del gol de Stephanie Roche ha estat un gran pas per continuar eliminant prejudicis sobre el sexe del futbol. Que majoritàriament continua sent masculí és una evidència. Però també ho és que, afortunadament, aquest esport és cada vegada menys un territori exclusivament d’homes.

No ho és pel que fa a l’afició (només cal mirar les graderies de qualsevol estadi per trobar moltes aficionades), ni tampoc ho és sobre la gespa (la qualitat del futbol femení està fora de qualsevol dubte). De fet, que el gol de Stephanie hagi arribat fins a l’episodi final de la gala és la millor demostració d’aquesta realitat.

Presència a les graderies, presència com a jugadores, i també, com no podia ser d’una altra manera, també trobem presència femenina en el món de la literatura futbolera. Per demostrar-ho, i en homenatge al futbol femení, una alineació d’autores que han escrit llibres amb el futbol com a temàtica principal.

Com sempre, no estan totes les que són, però sí són totes les que estan.

1. Cristina Sans: “Anem al Camp Nou“. La Galera, 2014.

2. Dominique de Saint Mars: “En Max juga a futbol“. La Galera, 1996.

3. Liane Schneider: “La Berta juga a futbol“. Estrella Polar, 2014.

4. Elisabet Capdevila: “La Bimba s’apunta a futbol“. Cromosoma, 2008.

5. Montserrat Ginesta: “La pilota del Barça“. Abadia de Montserrat, 2013.

6. Laura Gallego: “Sara i les golejadores“. Estrella Polar, 2010.

7. Frauke Nahrgang: “Bojos pel futbol“. Baula, 2006.

8. Bianka Minte-König: “Amor al camp de futbol“. Cruïlla, 2003.

9. Blanca Álvarez: “Hormigas en botas de fútbol“. Oxford University Press, 2012

10. Adela Pérez Lladó: “Els piranyes del futbol“. Estrella Polar, 2014

11. Luisa Villar Liébana: “Misterio en el vestuario de fútbol“. McMillan Infantil y Juvenil, 2012

Doncs això, que les noies són guerreres, com cantava “Coz“.

Us imagineu que el grup, en comptes de “Coz” s’hagués dit “Xut“?

Pilotades literàries: Peter Handke i “El miedo del portero al penalty”, Ed. Alfaguara

 

 

Fa una estona, mentre escoltava per la ràdio el partit de lliga entre el Barça i l’Atlètico de Madrid, no he pogut evitar fer una ràpida associació literària quan s’ha xiulat el penalti contra el Barça.

 

 

Un penal xiulat a Messi, que xutaria Mandzukic, i que intentaria aturar Bravo evitant “El miedo del portero ante el penalty”, de l’escriptor austríac Peter Handke, i publicat per l’Editorial Alfaguara.

 

Se anunció un penalti. Todos los espectadores corrieron a ponerse detrás de la portería.

         – El portero está pensando hacia qué esquina va a lanzar el otro el balón –dijo Bloch-. Si conoce al jugador, sabrá cuál es la esquina que elige normalmente. Pero generalmente, el jugador que lanza el penalty cuenta también con que el portero está haciendo éstas o aquellas conjeturas. Así que el portero sigue reflexionando, y llega a la conclusión de que esta vez el tiro irá dirigido a la otra esquina. ¿Pero qué ocurre si el jugador continúa reflexionando también, y decide dirigir el tiro a la esquina acostumbrada? Etcétera, etcétera.

          Bloch vio como poco a poco todos los jugadores iban saliendo del área de castigo. El que iba a lanzar el penalti colocó el balón en el sitio adecuado. Entonces él mismo retrocedió y salió del área de castigo.

          – Cuando el jugador toma la carrerilla, el portero indica con el cuerpo inconscientemente la dirección en que se va a lanzar, antes de que hayan dado la patada al balón, y el jugador puede entonces lanzar el balón tranquilamente en la otra dirección –dijo Bloch-. Es como si el portero intentara abrir una puerta con una brizna de paja.

          De repente el jugador echó a correr. El portero, que llevaba una camiseta de un amarillo chillón, se quedó parado sin hacer un solo movimiento, y el jugador le lanzó el balón a las manos.

 

Gols literaris: número 6: gol ‘mocós’ de Dennis a “El mago del balón”

 

No és el mateix que un “mocós marqui un gol” que “marcar un gol mocós“. Un gol mocós? Bé, més o menys. Aquesta és l’original modalitat que trobem en les pàgines de “La increible historia de … El Mago del Balón“, escrita per David Walliams y publicada per Montena.

Com deia al començament, el d’avui és un gol especial. El seu autor és en Dennis, un nen de dotze anys, aparentment normal i corrent, tot i que en realitat és diferent. Té dos talents extraordinaris: un és el fútbol, I l’altre… bé, d’això ja en parlarem, quan “La increible historia de … El Mago del Balón” torni al Futbol Club de Lectura.

DSC_0657 - còpia

El que toca ara és marcar un nou gol literari. Aquí el teniu.

 

La emoción de controlar el balón hizo que Dennis se olvidara por unos instantes del resfriado. Se abrió paso con agilidad entre los defensas hasta acercarse al guardameta del equipo contrario, un chico de abundante melena que estrenaba equipo y seguramente se llamaba Óscar, Tobias o algo por el estilo. De repente, se encontraron cara a cara, y Dennis no pudo reprimir otro estornudo.

-¡¡¡Aaaaaaaaaaaaccccccccccccchhhhhhhhhhhhhíííííííííííííííííís!!!

Una lluvia de mocos explotó en la cara del portero, cegándolo por un momento. Lo único que Dennis tuvo que hacer fue darle un toque a la pelota para que esta entrara mansamente en la portería.

– ¡Falta! – gritó el portero, aunque el árbitro no la pitó. Sí que era una falta, pero de educación.

– Oye, lo siento – dijo Dennis. Era verdad que no lo había hecho aposta.

– ¡No pasa nada, tengo un pañuelo! – exclamó la madre de Darvesh -. Siempre llevo un paquete encima.  – Ni corta ni perezosa, la mujer se lanzó al terreno de juego, remangándose el sari por el camino para no llenarlo de barro, y se acercó al portero del equipo contrario – . Aquí tienes, niño pijo – añadió, tendiéndole el pañuelo al portero. Darvesh puso los ojos en blanco al ver a su madre invadiendo el campo de juego. Entre lágrimas, el portero se limpió los mocos de Dennis de su pelo lacio -. Si quieres saber mi opinión, el St Kenneth tiene todas las de perder – añadió la madre de Darvesh.

– ¡Mamáááááááá! – gritó Darvesh.

– ¡Lo siento, lo siento! ¡Ya podéis seguir jugando!

Cuatro goles más tarde, de Dennis, de Gareth, de Darvesh y … otro que resultó de una pelota desviada “accidentalmente” por la madre de Darvesh, el equipo de Dennis había ganado el partido.

DSC_0656 - còpia
DSC_0658 - còpia

Pels infants: 11 números 1 d’11 sèries de llibres sobre futbol

 

11 numeros 1 de series - copia

 

Continuem demanant lectures sobre futbol als reis.

És el torn dels infants, i ho fem amb una alineació molt especial, ja que està formada pels primers números d11 sèries de llibres sobre futbol. Així, en cas que la lectura els agradi, tenen molt de material per continuar llegint.

 

Alineació pel públic infantil

11 números 1 d’11 sèries sobre futbol

  1. “Un gran equip”, número 1 de la sèrie “Gol!”, de Luigi Garlando. Editorial La Galera
  2. “La pilota robada”, número 1 de la sèrie “Els Tiki-taka”, de Joan Portell. Animallibres
  3. “Un bon fitxatge”, número 1 de la sèrie “Bojos pel futbol”, de Frauke Nahrgang. Baula
  4. “El secuestro del delantero”, número 1 de la sèrie “Los sambistas del balón”, de Fabian Lenk. Ediciones B
  5. “Operació rescat”, número 1 de la sèrie “Clam Barça”, d’Antoni Dalmases. Cruïlla
  6. “Demà anirem al camp, Joan!”, número 1 de la sèrie “Contes blaugrana”, de Josep M. Fonalleras. Cruïlla
  7. “El misteri dels àrbitres adormits”, número 1 de la sèrie “Els futbolíssims”, de Roberto Santiago. Cruïlla
  8. “El somni blaugrana”, número 1 de la sèrie “Campions”, de Pep Basora. Estrella Polar
  9. “Que venen els piranyes”, número 1 de la sèrie “Els piranyes del futbol”, d’Adela Pérez Lladó. Estrella Polar
  10. “Leon el superdriblador”, número 1 de la sèrie “Les Feres Futbol Club”, de Joachim Massannek. Columna
  11. “Fem equip!”, número 1 de la sèrie “Sara i les golejadores”, de Laura Gallego. Estrella Polar

 

Carta als reis: 11 novel·les sobre futbol

 

 

Avui, ja ho sabeu, és la nit més màgica de l’any. Al Futbol Club de Lectura volem que els reis arribin carregats de lectures, que ens portin molts llibres sobre futbol. I per això hem fet la nostra particular carta. Bé, en realitat hem fet més d’una, per ajudar-vos a escollir llibres sobre futbol pels aficionats a la ficció, pels infants, pels qui vulguin conèixer sèries…

Fins i tot us hem fet una selecció d’onze pel·lícules, perquè gaudiu del cinema entre lectura i lectura.

Aquí teniu la nostra primera alineació: onze novel·les que tenen el futbol com a protagonista.

 

L’alineació pels amants de la ficció:

11 novel·les sobre futbol

 

11 de ficció - copia

 

 

  1. “El miedo del portero ante el penalty”, de Peter Handke. Editorial Alfaguara
  2. “Tres actos y dos partes”, de Giorgio Faletti. Editorial Anagrama
  3. “Tenim un nom”, de Vicenç Villatoro. Editorial Planeta
  4. “El dia después”, de Daniel Refoyo. Editorial Lupercalia
  5. “Los fantasmas de Sarrià visten de chándal”, de Wilmar Cabrera. Editorial Milenio
  6. “La pena máxima”, de Santigago Roncagliolo. Editorial Alfaguara
  7. “Aquella edad inolvidable”, de Ramiro Pinilla. Tusquets Editores
  8. “Las cuatro torres”, de Leandro Pérez. Editorial Planeta
  9. “Fiebre en las gradas”, de Nick Hornby. Editorial Anagrama
  10. “El delantero centro fue asesinado al atardecer”, de Manuel Vázquez Montalbán. Editorial Planeta
  11. “El regate”, de Sergio Rodrigues. Editorial Anagrama

Messi: el documental

 

 Tràiler del documental “Messi”

 

 Ja s’ha estrenat als nostres cinemes la pel·lícula sobre la vida de Messi dirigida per Àlex de la Iglesia. Filmada entre Argentina i Espanya, es combinen escenes de ficció i material d’arxiu, i inclou també converses amb entrenadors, periodistes i jugadors. Hi apareixen, entre altres, César Luis Menotti, Johan Cruyff, Santiago Segurola, Andrés Iniesta, Gerard Piqué, Xavi Hernández i Jorge Valdano, que també és un dels guionistes del documental.

En aquest enllaç trobareu algunes explicacions del director sobre el documental, com ara algunes absències sonades, com la de Diego Armando Maradona, que pel que sembla va voler cobrar per sortir a la pel·lícula, cosa que altres cracks també van demanar.

 

Imatge de www.mundodeportivo.com

 

La crítica publicada al diari El País fa uns dies sobre la pel·lícula és la següent:

Aunque los documentales deberían ser más una búsqueda, un camino hacia el descubrimiento, que la exposición de una teoría previa, con Lionel Messi quizá no haya esa posibilidad. Todo se ha escrito, todo se ha leído ya. Así que queda el análisis, y queda la fiesta, justo la sistemática que han elegido los responsables de Messi,documento hagiográfico sobre la figura del futbolista argentino, escrito por Jorge Valdano y dirigido por Álex de la Iglesia, compuesto a partir de una celebración en la que se analiza su trayectoria, importancia y legado. Eso sí, la puesta en escena del festejo, una cena en un restaurante donde cada una de las mesas está ocupada por un grupo humano relacionado con la vida del jugador (sus amigos del cole, sus profesores, sus compañeros en el Barça, los periodistas…), puede ser una idea más o menos buena en función de cómo se ejercite. Sin embargo, a pesar de que gracias a una buena labor de montaje el desarrollo es meritorio, la justificación inicial es fatal.

Oír en los primeros minutos de Messi, cuando todos llegan al local, frases como “¡mira, es Cruyff, el de la naranja mecánica!”, o “ése es Valdano, el del Mundial 86”, resulta simplemente sonrojante. Es entonces cuando se empieza a adivinar que la película no tiene como objetivo a los futboleros (a éstos tales informaciones no sólo les sobran, también les molestan), sino a un arco de público mucho mayor. Sobre todo cuando se confirma a través de la segunda de las metodologías de exposición, y el segundo de los errores: discretas dramatizaciones con actores representando a Messi y a su familia (y, más tarde, a gente como Rexach o Rijkaard), que guían, sobre todo, la mitad inicial de la película, con sus problemas de crecimiento y su salto desde Argentina a España.

Sin embargo, con la eclosión del futbolista en el primer equipo del Barça, cuando por fin acaban las escenas de ficción, la película levanta el vuelo. Es entonces cuando las palabras de análisis, los vídeos grabados por el padre del protagonista durante toda su vida (que hacían innecesarias las dramatizaciones), el montaje y el ritmo adquieren velocidad, talento y brillantez, como ese juego de planos con Messi cabizbajo durante el himno argentino, o algunos de sus goles de niño, unidos a los de su madurez.

Como buena parte del cine familiar, esa quimera que intenta contentar a varias generaciones con el disfrute en comandita, la película cojea por demasiados lugares, pero De la Iglesia y Valdano quizá hayan inventado la figura del documental deportivo familiar ficcionado.

Segurament no estem davant d’una de les obres cumbre de la història del cinema. Però tampoc s’ha de menysprear el reclam que suposa conèixer la història d’un dels millors jugadors de la història del futbol, filmada per un director com Àlex de la Iglesia i comptant amb la col·laboració, a l’hora d’escriure el guió, de Jorge Valdano, un dels millors representants dels futbolistes literaris.

Així que ja sabeu: els amants de la relació entre futbol i cinema teniu una bona oportunitat de continuar alimentant la vostra passió.

Cartel de Messi

Apa, ja podeu anar buscant un forat entre “Doraemon“, “Hobbits” i “Paddingtons” per anar-la a veure.