Un Día del Libro y Diada de Sant Jordi accidentado pero inolvidable

El pasado sábado, 23 de abril, Día del Libro y Diada de Sant Jordi, pude por fin materializar uno de mis deseos desde hace tiempo: montar una parada integrada por libros de fútbol y literatura. Por incompatibilidades de horario laboral nunca me había sido posible ni siquiera plantearlo, pero este año hubo una conjunción astral que me permitió hacerlo.

El caso es que un par o tres de semanas antes del señalado día, Julián Cerón, más conocido en redes sociales como @raticosdefutbol, me comentó que había reservado un espacio en Barcelona, en la calle Consell de Cent, 305-309 en concreto, y me preguntaba qué me parecía si montábamos la parada. Mi respuesta fue inmediata: ¡sí, sí y sí!!!!!, porque este 2022, casualmente, coincidía que tan señalado día no me tocaba trabajar.

Y así fue como pasamos un día inolvidable, lleno de incertidumbres y momentos difíciles por culpa de la meteorología (no solo llovió, sino que cayó granizo hasta en tres ocasiones), pero con ganas de volver a repetir el próximo año por la magnífica experiencia vivida. Pese a que tuvimos que recoger velas y volver a montar el tenderete en dos ocasiones, allí estuvimos hasta el final Julián y yo, cada uno con nuestros libros, además de los que llevábamos de exposición, y entre los que contábamos con los que nos envió José Manuel Quesada desde Granada, que acababa de ser padre pero también quería estar presente en la iniciativa de alguna manera.

Carles Viñas firmando uno de sus libros
Carles Viñas firmando bajo una granizada

Como remate, pudimos contactar y organizar un programa de firmas de autores futboleros, que pese a la lluvia y el granizo estuvieron al pie del cañón, un gesto por el que les estamos enormemente agradecidos. Fueron, en concreto, Carles Viñas, Isaac Palmiola, Wilmar Cabrera y Miquel Sanchis. Los cuatro quisieron participar de la experiencia y justificaron todos los esfuerzos realizados durante el día, dejando también claro que el pasado sábado plantamos una semilla que ha de tener continuidad en futuras ocasiones, mejorada y ampliada.

Con Carles Viñas
Julián y yo con Marcel Beltran, de la Revista Panenka
Julián y yo con Wilmar Cabrera

Ya estamos deseando que llegue la edición del año que viene. Con mejor tiempo, a ser posible.

Con Julián Cerón, tras recoger los bártulos. ¡Misión cumplida!
Y aquí tenéis un sencillo video-resumen de lo que fue la jornada.

«Una oportunidad para Nivan», de Isaac Palmiola. Loqueleo

– ¿Y tú? ¿Cómo has aprendido a jugar tan bien al fútbol?

– Es lo único que se podía hacer durante las horas libre en el orfanato -contestó-. Y resultó que se me daba bien. Con un balón en los pies poco importaba que no tuviera padres o que fuera de raza humana. Aquí los ashtars no paran de repetirnos que somos una especie inferior…

Una oportunidad para Nivan, escrita por Isaac Palmiola, es una magnífica novela juvenil, recomendada a partir de 12 años, y un complemento ideal para acompañar estas semanas de Eurocopa y vacaciones. Publicada en septiembre de 2020 por Loqueleo, del Grupo Santillana, está acompañada del subtítulo Crónicas de la Champions interplanetaria, dejando en el aire la posibilidad de que esta primera historia tenga continuidad en próximas obras.

SINOPSIS

Nivan Viengon ha crecido en un orfanato del planeta UH58, despreciado por pertenecer a la raza humana. En el universo no hay espacio para la libertad, pero el fútbol está permitido y él tiene un gran don para este deporte. La oportunidad de demostrarlo aparecerá de la mano de un misterioso hombre que cambiará su vida para siempre. Nuevos aires de esperanza recorren el planeta Tierra…

La acción se sitúa en un futuro en el que el universo ha dejado de ser una inmensidad desconocida para convertirse en un lugar lleno de planetas habitados. Cada uno de ellos con sus propias especies de particulares características físicas. Pero todos ellos regidos por la figura de un tenebroso emperador perteneciente a la raza dominante, los Ashtar, quienes tienen sometidos al resto. En este escenario de desigualdades hay un elemento en común, el fútbol, a través de una liga interplanetaria y de una champions intergaláctica. Solo allí, sobre el terreno de juego, unos y otros podrán intentar desenvolverse en igualdad de condiciones.

Nivan, el protagonista de la historia, es un joven que vive en duras condiciones de explotación en un orfanato dominado por los ashtar en el planeta UH58. Sus únicas relaciones y amistades son las de otros internados de diferentes especies, como Txanko, un ursai que es su mejor amigo. Tras las terribles jornadas de trabajo a los jóvenes solo les queda el desahogo de jugar al fútbol en los periodos de descanso. Un espacio en el que Nivan demuestra unas capacidades increíbles y una habilidad técnica única. Todos sus compañeros están convencidos de que un día conseguirá abandonar el orfanato en cuanto un equipo profesional lo fiche. Y esa premonición se acaba convirtiendo en realidad después de que un misterioso personaje se ponga en contacto con él.

La Liga Planeta Azul, que se disputaba en la Tierra, era poco conocida y no gozaba de mucha popularidad en el universo, pero su padre podía sintonizar el canal donde lo retransmitían fácilmente con su comunicador.

El fichaje de Nivan por el único equipo íntegramente formado por humanos, será su salvación. Su nuevo equipo será el Mare Nostrum, una formación ubicada en un planeta Tierra devastado por los efectos del cambio climático sucedido muchos años atrás, y en cuya superficie han causado estragos las imposiciones del emperador Anork III. El fútbol, así, será el único camino hacia la esperanza, y las dotes de Nivan serán todo un revulsivo para el futuro del equipo.

Una oportunidad para Nivan es una magnífica y más que recomendable novela juvenil que entremezcla con gran acierto los contenidos de tipo futbolístico con los secretos que se ocultan en el pasado del propio Nivan. Una trama muy ágil en la que se tratan cuestiones como la amistad y la importancia de la familia, y en la que no faltan mensajes de denuncia de la opresión de quienes se sienten superiores a los otros.

– Ya, futboleros del Mare Nostrum- contestó el ashtar-. Eso es casi como ser un terrorista.

Podéis leer las primeras páginas de la novela haciendo clic aquí.